Entrando en un cuento de hadas: el Parque Nacional Erawan

Había una vez, en el antiguo y lejano Reino de Siam, un bosque con árboles más viejos que el tiempo y cascadas que fluían sin detenerse jamás; su agua celeste-verde habitada por peces de hermosos colores era fresca y vitalizante, y se dice tenía el poder de dar felicidad a quien se bañara en ellas…

Cuando supimos de Erawan no lo dudamos, había que ir! Porque si, este lugar que hasta nombre de cuento de hadas tiene de verdad existe. A pocos kilómetros de Bangkok, en la provincia de Kanchanaburi, el Parque Nacional Erawan abre sus puertas todos los dias de 08.00 a 16.30 y nos permite entrar a su mundo sacado de los más fantásticos relatos.

P1000797

Las cascadas de Erawan se encuentran escalonadas en siete niveles que son accesibles a través de los senderos que ascienden por el  bosque. En cada nivel es posible bañarse en las piletas formadas naturalmente tras muchos muchísimos años, donde el agua es bien fresca y habitan peces de tonos grises y azules tornasolados que se divierten picoteandote los pies. Es una sensación un tanto rara y no del todo agradable, pero los peces chupa pies sólo andan en las orillas así que no es tan terrible. Si no te gusta nadar o los peces no te agradan, siempre vas a poder descansar en una roca y disfrutar de la vista de ensueño, y hasta sentarte las cascadas a recibir un hidromasaje, es un lugar mágico!

P1000789
Nivel 2 de las cascadas de Erawan
P1000807
Esto de verdad existe!

El ascenso al último nivel se hace en aproximadamente dos horas de subidas y bajadas por los senderos, y la recompensa es espectacular; al llegar al último nivel la caída de agua es bien alta y realmente hermosa, es como si el encanto del bosque te dijera “sé que la subida costó y tenés calor” y te regala un lugar que nunca más vas a olvidar, el nivel 7 de las cascadas de Erawan.

Algo que nos llamó mucho la atención fueron los lugares donde había, en el medio del bosque, muchos vestidos tradicionales tailandeses colgados. “Una tradición budista” nos dijeron en el Parque; para mi, las hadas usan el bosque como guardarropas, es muy extraño!

P1000800
Vestuario de las hadas? En el medio del bosque da un poco de miedo!

El Parque es tan completo que hasta permite alquilar carpas o Bungalows y pasar la noche, que fue lo que hicimos. El guarda parques estaba muy entusiasmado con el hecho de que éramos argentinas como Messi (o “Super Messi” como el lo llamaba) y creo que nos premió con la carpa con la mejor vista de todo el predio, así que gracias Messi!

Después de un día y medio en las cascadas, nuestro hechizo terminó y partimos del encantado Erawan a seguir descubriendo el antiguo Reino de Siam. Erawan hasta ahora es el lugar natural más hermoso que vi en este viaje, creo que es un destino casi obligado si venís a Tailandia. Y si no venis, que sean las fotos las que te transporten al cuento-realidad que es este hermoso Parque.

Info útil 

– Costo de la entrada al parque: 300 Baht para extranjeros.

– Alquiler de carpa: 225 Baht una carpa para tres, y 50 Baht por una bolsa de dormir y una colchoneta.

– Cómo llegar: desde Bangkok, tomar una minivan en el Victory Monument hasta Kanchanaburi sale algo de 120 Baht y  tarda 2 horas y media. Desde ahí, el Songtaew al parque cuesta 50 baht, sale cada una hora aproximadamente y tarda 1 hora y media en llegar al parque. El último  Micro desde el Parque a Kanchanaburi sale a las 16.30, en el mismo momento que el parque cierra.

– Qué llevar: malla, ropa cómoda que no te importe ensuciar y calzado fácil de sacar, nosotras el ascenso lo hicimos en ojotas sin problemas, no es necesario tener zapatillas. Si te vas a quedar a dormir, un pantalón largo para la noche es útil  contra los mosquitos, y linterna! Te piden pasaporte si pasás la noche, así que no lo olvides si pensas dormir ahí.

Anuncios